En el Centro de Prevención “La Casona de Conin – PILAR”, un espacio que trabaja aplicando Metodología CONIN, una delegación de la Orden de Malta entregó 100 frazadas, a través del Delegado de la Orden de San Maurizio y San Lázaro. En este centro se trabaja el abordaje integral de la problemática social que da origen a la extrema pobreza y su consecuencia directa: la desnutrición.